¿Cuál ha sido nuestra mejor sesión? Hero Kids

Una de las que más recordamos con cariño y emoción fue la primera sesión de Hero Kids que corrimos para dos niños de 7 años de edad.

Ficha de personaje de Hero Kids

Los niños jamás habían jugado un JDR en sus vidas y siempre estaban tratando de hacernos participar en sus juegos con muñecos de super héroes o soldaditos de plástico. Así que se nos ocurrió preparar una sesión de roleo  para ellos usando un sistema sencillo hecho para niños y una aventura corta. Adquirimos Hero Kids y dimos a los niños a escoger entre varios personajes pregenerados. El narrador comenzó contando la historia de un valle donde los adultos siempre estaban ocupados guerreando en las peligrosas fronteras, de modo que quedaba en manos de los niños del pueblo resolver los misterios y enfrentar los peligros que amenazaban a su comunidad. Así que 3 personajes (Chico Manos de Fuego, Chica Aguada y el Caballero “Cabayero”) se adentraron en lo profundo de una antigua tumba para demostrar así su valía.

Manos de Fuego y “Cabayero” jugando su primer RPG

Lo que hizo de esta partida la más memorable de todas fue que los niños no tenían idea de lo que jugaban. Nunca les introdujimos el sistema ni les explicamos lo que iba a pasar, sólo les dimos a escoger entre unos personajes, les dimos unas tarjetas (que colorearon a gusto) y comenzamos a contarles acerca del valle y su comunidad. Estaban totalmente inmersos en la historia y decidieron salir a la aventura al darse cuenta que no podían acudir a los adultos para protegerlos. Abrían los ojos de par en par cada vez que se les describía una nueva galería o una temible criatura. Había verdadero terror o tensión en sus expresiones, que luego pasaban a ser de emoción y satisfacción al ver que podían superar cada trampa o enemigo. Interpretaban a sus personajes tal y como lo hacían cuando jugaban con sus Max Steel o Ben 10. Se nos hacía a veces difícil mantenerlos sentados a la mesa porque querían mostrarnos exactamente cómo sus personajes clavaban sus espadas o lanzaban bolas de fuego hacia sus enemigos. El sencillo sistema de Hero Kids no precisa ninguna operación aritmética, así que resultó muy natural introducirlos a este nuevo modo de determinar si tenían éxito o fallaban en sus acciones. Al momento de intentar una acción les señalábamos sus atributos en su ficha y pronto aprendieron a saber cuántos dados debían lanzar para averiguar si lograban su cometido o no. Al no tener conocimiento alguno sobre los clichés de los RPG, se podía notar que todo lo que intentaban los niños era sacado de sus cabezas ex novo. Para nosotros era extremadamente sorprendente ver sus mentes trabajar de maneras tan originales. También, ver sus caras al vencer cada enemigo y decir “¿Viste? ¿Viste cómo le dí con mi espada en la cabeza?” es algo que no tiene precio alguno. Ya los chicos tienen algún tiempo jugando y han pasado a adentrarse en los mundos de Numenera y Pathfinder. Siguen proponiendo soluciones originales y disfrutando de sus triunfos, y continúan a la expectativa de lo que va pasando en sus aventuras, pero ya son aventureros más experimentados y no es fácil sorprenderlos. De cualquier forma, sigue siendo algo totalmente distinto a jugar con un poco de adultos sabelotodos que tratan siempre de ver más allá de las palabras del narrador. Jugar con chicos es algo que recomendamos grandemente a todos, y aseguramos que las primeras sesiones que corran con niños serán de las más memorables que cualquiera podrá tener.

Dame tu voto en HispaBloggers!

Anuncios

6 pensamientos en “¿Cuál ha sido nuestra mejor sesión? Hero Kids

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s